BENEFICIOS DE CAMINAR EN LA TERCERA EDAD

En la actualidad, diversos estudios muestran que la inactividad y la falta de ejercicio son razones que facilitan el desarrollo de enfermedades y que existe una relación entre actividad física y mortalidad. Las personas con buenos hábitos y quienes realizan algún tipo de tonificación en la edad adulta, tienen menor riesgo de padecer enfermedades crónicas o una muerte prematura. Son múltiples los beneficios que conlleva efectuar una actividad física cuando se es adulto mayor. Un buen ejemplo es caminar, ya que ayuda a mejorar nuestra salud y a permanecer independientes por más tiempo.

¿POR QUÉ CAMINAR?

Caminar, es el más antiguo de los ejercicios, y tiene enormes beneficios para la salud. Este ejercicio aeróbico es uno de los más populares y accesibles tanto para sedentarios como para los que practican ejercicio físico asiduamente. Los beneficios de la caminata son múltiples, destacándose su sencillez y bajo nivel de peligro, por ello caminar es muy apto para personas mayores.

Caminar es un gran ejercicio contra el envejecimiento. Se puede dar un paseo de 15 minutos diarios durante un primer mes de rutina y aumentar 10 minutos más los siguientes meses progresivamente, lo que permitirá que en unos meses se llegue a caminar 60 minutos. Es una actividad accesible, que favorece establecer y mantener una rutina.

BENEFICIOS DE CAMINAR

  • Previene el aumento de la presión arterial, del colesterol y el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares.
  • Mejora la capacidad pulmonar y la resistencia del corazón, favoreciendo la frecuencia y la duración de la actividad física.
  • También reduce el riesgo de padecer Diabetes tipo II en un 30-40 por ciento.
  • Reduce el riesgo de fracturas de cadera o vértebras.

 

SUGERENCIAS AL CAMINAR

  • Estirar la columna vertebral como si le estuvieran tirando con una cuerda desde el centro de la cabeza. Esta debe descansar relajada alineada con la columna, sin inclinarse hacia adelante ni hacia atrás.
  • Balancear los brazos en forma pendular llevando el ritmo del movimiento.
  • Apoyar el talón y luego el resto del pie en cuanto se haga contacto con el suelo.
  • Por último se puede contraer el abdomen durante la caminata para activar la musculatura profunda de la pelvis.

 

¿QUÉ SE PUEDE HACER PARA QUE LA CAMINATA SEA MÁS AGRADABLE?

  • Primero, incluir a otras personas. Invitar a amigos de edad similar para que le acompañen.
  • Usar zapatos cómodos .
  • No usar el autobús para un recorrido corto. Acostumbrarse a caminar.
  • Caminar alrededor de la comunidad, de un parque…
  • Aprovechar los días soleados.
  • Llevar una botella de agua.
  • Si se tiene algún perro, o mascota en casa, aprovechar para sacarla a pasear, dos o tres veces al día.
  • Siempre buscar lugares iluminados y seguros.

 

BIBLIOGRAFÍA:

-Blog Residencia para mayores Fundación Santísima Virgen y San Celedonio.

-Blog Centro Residencial Geriátrico de la Hoz

w.w.w.murciasalud.es

 

 

Clementina Garcia
m.garcia@novadiet.es